Están vaciando las cárceles españolas enviando a los delincuentes inmigrantes a sus paises.

La cifra de reclusos inmigrantes se ha reducido en más de 7.000 delincuentes en sólo dos años. Más de la mitad de ellos son inmigrantes que se han acogido a la posibilidad de conmutar sus penas a cambio de abandonar España. Además la reforma del Código Penal de 2010 suavizó la pena a los pequeños traficantes de drogas y permitió la salida de muchos de ellos, o sea que sus delitos quedaron impunes. Actualmente hay 69.888 presos, frente a los 76.919 que había el 26 de marzo de 2010, fecha en la que la población reclusa alcanzó su máximo histórico.

1 comentario:

  1. Perfecto, inmigrante que cometa delitos graves pa fuera. Pero seguís siendo unos hipócritas pidiendo hasta la muerte por un trafcante de hachis pero os da igual que los que arruinen el país estén en la calle, mientras recen...

    ResponderEliminar

Infonacional es un diario digital patriota y sin complejos